Aprender jugando. Arcoiris Waldorf


Oímos a menudo decir que “los niños aprenden jugando”. Y es que no hay mejor manera de explorar, de relacionarse con los demás y con el entorno, de conocerse, de descubrir los límites… Por naturaleza, los niños son curiosos,  y no encontrarán obstáculo que los detengan cuando sientan alguna motivación por algo concreto. Para que el juego cumpla con su objetivo culmen, ha de ser libre, no dirigido y sin interferencias.
Los adultos debemos hacer una reflexión acerca de esto, porque tendemos a intervenir, a resolver, a romper los silencios, silencios en muchos casos sagrados. A menudo podemos observar a los niños totalmente sumergidos en su juego, y es entonces cuando los descubrimos haciendo diferentes voces, sonidos, repitiendo el comportamiento de los adultos, o simplemente los vemos con la mirada fija, como ausente. En estos casos, están asimilando todo su aprendizaje y están mostrando cómo se sienten o cómo se han sentido en alguna situación particular, cómo ven a los demás, cambian de papel para entender a los otros….
Se trata pues de que el adulto ejerza un rol de acompañante y que intervenga en casos muy puntuales. Ojo, que no significa esto que el niño no nos sienta presentes.
Parte fundamental para favorecer este juego, es poner a su alcance juguetes libre de reglas. Dejar que su imaginación se recree, que les permita crear, jugar, experimentar y estimular el pensamiento sin ningún tipo de límite.

El arcoíris Waldorf es uno de los juguetes que consideramos más completos. Deja libre la imaginación, es artesanal (lo que lo hace tremendamente sensorial) y puede acompañarnos a lo largo de los años. Con él aprenden a diferenciar formas, colores, favorecen la psicomotricidad, ganan destreza y coordinación. Es un juego evolutivo que los hace ir comprendiendo conceptos tales como el equilibrio, la simetría. El arcoíris además invita a crear escenarios, a levantar grandes construcciones que les hará usar la lógica y a planificar la estructura. Y además es un juguete que podemos usar en familia.

Si quieres regalar un juguete de calidad, libre de tóxicos, que valga para todos los miembros de la familia….pásate por La Caléndula.

La Caléndula
lacalendulatienda@gmail.com
Tfno. 856 22 37 77
Avda España num 10 (junto al polideportivo cubierto)
Algeciras (Cádiz)

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.